Caracterización de las interacciones garrapata-hospedador-patógeno: conflicto y cooperación

Las garrapatas son ectoparásitos artrópodos que se alimentan de sangre y transmiten patógenos que constituyen una carga creciente para la salud humana y animal en todo el mundo. Las garrapatas transmiten bacterias, parásitos y virus y se las considera sólo en segundo lugar, tras los mosquitos, como vectores de enfermedades humanas y las primeras como vectores de enfermedades para los animales. Uno de estos patógenos es la bacteria intracelular Anaplasma phagocytophilum, transmitida principalmente por garrapatas del género Ixodes, agente causal de la anaplasmosis granulocítica humana (AGH), anaplasmosis granulocítica equina y canina, y la fiebre transmitida por garrapatas en rumiantes. Este patógeno es un buen modelo debido a que análisis recientes de las interacciones moleculares entre garrapatas Ixodes, A. phagocytophilum, y las células del hospedador demostraron efectos nocivos provocados tanto por las garrapatas como los patógenos pero también revelaron los mutuos efectos beneficiosos de la interacciones moleculares garrapata-hospedador-patógeno. Estas observaciones esclarecen los mecanismos de coevolución por los cuales los patógenos manipulan la respuesta protectora de las garrapatas para facilitar la infección mientras que a la vez preservan su capacidad vectorial y de alimentación para garantizar la supervivencia tanto de los patógenos como de las garrapatas. La caracterización del conflicto y efectos beneficiosos mutuos en las interacciones garrapata-hospedador-patógeno ayudarán a la identificación de nuevos objetivos para el control de las enfermedades transmitidas por garrapatas.

Interacciones_garrapata

Artículo relacionado:

de la Fuente, J., Villar, M., Cabezas-Cruz, A., Estrada-Peña, A., Ayllón, N., Alberdi, P. (2016). Tick–Host–Pathogen Interactions: Conflict and Cooperation. PLoS Pathog 12(4): e1005488. doi:10.1371/journal.ppat.1005488.

  • like it?
  • Categories:
Más opciones para compartir